Personalidades

LEY DE

COMPETENCIA

RETOS Y OPORTUNIDADES

 

 

LIC. Acisclo

VALLADARES URRUELA

Comisionado Presidencial para la Competitividad e Inversión.

 

En esta ocasión hemos tenido la oportunidad de entrevistar al Licenciado Acisclo Valladares Urruela, quien ha tenido una notoria trayectoria como abogado corporativo y hoy como una pieza clave para el desarrollo y atracción de inversión extranjera; a continuación su trayectoria y opinión de la ley de competencia desde un punto de vista nacional y regional.

TRAYECTORIA

 

¿Cuéntenos un poco de su trayectoria y de por qué estudió Derecho?

 

Estudié derecho porque es una las profesiones cuya formación fuerte e íntegra nos permite dedicarnos a una gran amplitud de áreas y en general a adentrarnos en aspectos económicos. Es una educación que nos permite tomar retos y dedicarnos a lo que nos gusta pues ofrece una amplia gama de ramas para dedicarnos y desarrollarnos. En la ciencia del Derecho existen muchos espacios con posibilidad de crecimiento en los cuales podemos desarrollar nuestras habilidades.

 

Tuve la oportunidad de estudiar y prepararme en diferentes países del extranjero, y estudiar específicamente en Estados Unidos de América, en Georgetown, me abrió los ojos y me hizo apreciar un mundo de oportunidades, dicha maestría me permitió  tener contacto con una comunidad de abogados y empresarios con influencia a nivel mundial, el sistema financiero norteamericano, la crisis económica del año 2009, la regulación financiera bancaria, en fin, estar inmerso en una comunidad internacional que tiene relación real con la situación económica mundial, apreciando la interconexión entre todos esos factores, que tienen a moldear la realidad de cada país en el mundo. Por ejemplo, la apreciación del impacto que tiene Centro América o Guatemala en la realidad mundial. Esa situación me permitió pensar a nivel macro, es decir, pensar en grande y salir de ciertas limitaciones geográficas. Esa experiencia me ayudó alcanzar la posición en donde me encuentro el día de hoy, y a buscar por medio de políticas económicas el mejoramiento del país a través de la atracción de inversión extranjera para el desarrollo.

 

Mi maestría en Administración de Empresas me ayudó mucho a entender a mis clientes, pensar fuera de la caja en el sentido de salir de la rigurosidad legal del abogado, y sumergirme en la mentalidad del empresario, saber cómo piensa, entender de su contabilidad, y así buscarle soluciones a los problemas diarios del empresario, del administrador. De esa manera se le ayuda al empresario dentro del marco jurídico legal.

 

Antes de trabajar en TIGO Guatemala, tuve otras oportunidades grandes compañías, como lo fue en Procter & Gamble. Al aplicar para una plaza en Procter & Gamble sostuve un proceso de selección riguroso en el cual luego de calificar en la lista final de 30 aspirantes, me entrevistaron personeros que venían desde México, y obtuve el trabajo finalmente. Cuando Procter & Gamble mueve sus operaciones a Panamá, finaliza mi relación laboral con ellos, pero esa oportunidad propició que se me abrieran muchas oportunidades laborales, mismas que me han llevado a donde me encuentro el día de hoy.

 

Dichas experiencias me ayudaron a moldear mi carrera, pues habiendo trabajado en casi todas las áreas del Derecho, litigio, corporativo, y demás, me permitió encontrar mi pasión por la toma de decisiones estratégicas corporativas en materia legal, lo que posteriormente me lleva a temas de esfuerzos interinstitucionales, salir a la calle a promover mis argumentos fuera de la oficina, fuera del papel, transmitiendo mis argumentos dentro del marco legal a la gente.

 

El desarrollo de mi profesión me ha permitido salir a recorrer el país y eso me permite visualizar a nuestro país de una manera diferente y nos permite detectar aquellas situaciones que necesitan mejoras, en dónde podemos aportar con nuestra formación profesional.

 

Uno se debe dedicar a lo que a uno le gusta hacer, y el campo del Derecho es tan amplio que nos brinda un sinfín de oportunidades para desarrollar nuestras habilidades, siempre sin descuidar a la familia, las personas cercanas a nosotros y en dentro del marco jurídico legal.

 

DE LA LEY DE COMPETENCIA

 

¿Qué es el derecho de competencia?

 

El derecho de competencia no es una restricción al desarrollo competitivo de las personas en el mercado. La ciencia económica dicta que los mercados no son perfectos, de igual manera no deben ser regulados, pues tienen comportamientos propios que se adecuan a sus propias circunstancias, regidos siempre por las reglas de la oferta y demanda.  El Derecho de Competencia es la rama del Derecho que se encarga de velar por la protección de los actores económicos, promocionando como su nombre señala, la competencia libre entre el sector empresarial, estableciendo normas rectoras para el desarrollo, y prohibiendo las restricciones ilegales, prácticas anticompetitivas, fijación de precios y especialmente los monopolios.

 

¿Qué nos puede decir sobre el Proyecto de Ley de Competencia en Guatemala?

 

El proyecto, la iniciativa de ley 5074, que se preparó con Ministerio de Economía fue en colaboración con el Banco Interamericano de Desarrollo –BID-. Ésta es una ley de competencia que no tiene excepciones, es decir, incluyente con todos los sectores no importando su actividad económica ni área de desempeño. Es una ley eminentemente técnica que busca la promoción de un ambiente competitivo en la esfera de los negocios en Guatemala. La parte medular de ésta Ley de Competencia es el ente regulador de competencia.

 

Es una ley encaminada a regular las prácticas absolutas y relativas en materia de competencia, eliminando las prácticas anticompetitivas. De cierta manera, viene a desarrollar la prohibición de las prácticas anti monopólicas consagradas en la Constitución Política de la República de Guatemala.

 

¿Cuáles considera usted que son los aspectos positivos y negativos de dicho Proyecto?

 

Como elementos positivos, se puede destacar el hecho que genera y promueve ambiente competitivo, prohibiendo las prácticas que tienen a limitar la competencia. Por medio de las normas legales genera un ambiente competitivo sano, sin tener que crear un ente regulador absoluto que en la extralimitación del ejercicio de sus funciones pueda generar más daños que beneficios. Es en general una ley que es amigable con el empresario y el emprendedor.

 

En la ley, el ente regulador de competencia es un aparato que debiese ser autónomo y adscrito al Ministerio de Economía cuya función es estrictamente técnica, económica, legal, y no política.

 

En otros países existen estos aparatos estatales reguladores de competencia que en ocasiones se han extralimitado en sus directrices, es decir, fuera de su función técnica, sus decisiones se han vuelto más políticas que técnicas al distorsionar las normas.  Un ente regulador demasiado poderoso puede generar problemas económicos al intervenir demasiado en los mercados. Un regulador muy fuerte puede tener consecuencias contraproducentes para la economía, mientras que uno muy débil es cómo que no hubiese ley de competencia. El ente regulador debe encontrarse en el medio, ser un balance intermedio.

 

Como elementos negativos, la ley no tiene muchos. Si bien ha generado cierta animadversión en algunos sectores del país, es un proyecto cuyo principal beneficio es el desarrollo interno. Cabe resaltar que es un proyecto básico que aún necesita desarrollo en ciertos puntos, pero ya corresponde a los legisladores del Congreso de la República de Guatemala la redacción final de la ley.

 

¿A nivel regional cual es la situación en materia de regulación de la competencia?

 

Guatemala es el último país de Centro América en atender el tema de la competencia en general. Debido a que el tema de la competencia está directamente relacionado con el tema económico, es necesario tener mucho cuidado al momento del desarrollo de éste proyecto, pues por buscar beneficios generales se pueden ocasionar resultados poco idóneos.

 

Por ejemplo, el ente regulador en El Salvador es un ente muy poderoso cuyas facultades me atrevería a decir soslayan la intervención directa en el mercado. El mercado se regula a sí mismo por medio de la oferta y demanda, por lo que el ente regulador no puede ser muy fuerte en ese aspecto, pues reduce oportunidades y ahuyenta inversión extranjera.

Si bien existen programas de integración en ciertas materias y aspectos a nivel regional como los son las uniones aduaneras, no existe una política unificada en cuanto a la regulación de la competencia. Actualmente están trabajando en temas como unión aduanera con Honduras y próximamente en El Salvador, pero aún falta mucho para alcanzar dicho desarrollo en el marco de la regulación de la competencia de manera regional. Desafortunadamente en tema de competencia no se ven avances en un verdadero esfuerzo regional. “Consideraría que la Secretaría de Integración Económica Centroamericana es la entidad adecuada para lograr alcanzar avances en éste tema de competencia”.

 

¿Qué recomendaciones tiene para los abogados y el público en general?

 

El Derecho de Competencia para los abogados representa una nueva área de ejercicio profesional, poco desarrollada, un área técnica que representa un gran campo de oportunidades para todo abogado.

 

Para los particulares, los emprendedores, representa la oportunidad de incursión en mercados cuya oportunidad se consideraba complicada o imposible; pues abre las puertas a sectores altamente competitivos. Eliminando las prácticas anticompetitivas, las oportunidades para que más personas incursionen en mercados dominados por grandes corporaciones permite un incremento en el desarrollo económico y social cuyo resultado deviene en el mejoramiento de la calidad de vida del guatemalteco.

 

En general, la Ley de Competencia abre un campo de oportunidades que quizás no están a simple vista para todos, pero al descubrirlas, promueve la participación e incursión especialmente para el pequeño empresario en negocios cuyo mercado es restricto y que antes no se hubiese podido siquiera pensar en participar.

 

Entrevista realizada por The Lawyer Magazine

 

 

Submitting Form...

The server encountered an error.

YOU'RE ON THE LIST!